Los que pensaran que el fenómeno Lendakaris Muertos iba a ser algo pasajero estaban muy equivocados. Los de Pamplona han superado los diez años de vida y lo celebran con Cicatriz en la matrix, un evidente homenaje a sus vecinos Cicatriz, iconos de aquel rock radical vasco que tanto dio que hablar a mediados de los 80.

En este su sexto disco siguen siendo fieles a ese punk asilvestrado con letras irónicas cargadas de crítica a todo lo que se menea. No hay más que echar una escucha a “Sobredosis” o “Búscalo en el puto Google”, que a duras penas superan el medio minuto de duración, para comprobar que siguen en plena forma.

En “Es pota, cerdo” hacen un guiño a Soziedad Alkoholika, en “Arnaldo Schwarzenegger” se acuerdan del amigo Terminator Otegi, ahí es nada, con “Modo Dios” hacen un retrato de esos que se agolpan en las colas de los baños para ejercer el poder supermandibular,… Lo dicho, ¡vuelven a no dejar títere con cabeza!